El que escribe

De lejos, en grupos de todas partes,  vienen
a los palacios, a los monumentos, para idolatrar

Aparte, sobre la banqueta, un hombre simple de pie,
a sus pies un charco,
en el fin de las ciudades, en el azar infinito
Después de la gran, enorme destrucción por venir,
después de la pauperización por doquier,
del aniquilamiento,

al final siempre quedarán charcos.

Henri Michaux

 

 

  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: